; //
  • 16 Yo floreo, tú floreas...

    . 22 enero 2014


    ...Todos floreamos. Sobre todo, en la primera acepción del término: 

    Conversación vana y de pasatiempo.

    Porque mira que hablamos de cosas insustanciales a lo largo del día... Y no digo yo que esté mal darle una dosis diaria de futilidad e intrascendencia a la vida, pero no nos pasemos, porque en esto de conversar, últimamente profundizamos poco.

    Supongo yo que la prisa, tan arraigada ya a nuestro día a día, los nuevos hábitos tecnológicos, el individualismo, lo poco que nos importa todo en general, y que estamos bastante vacíos (de conocimientos, información y valores) hacen que, como digo, pasemos un día entero sin mantener una buena conversación.

    ¿Y lo que enriquece una buena conversación?

    Tanto, emocional como intelectualmente. Ese intercambio de opiniones, de puntos de vista, son el colofón perfecto tras el visionado de una película, o después de haber leído un libro... o el complemento idóneo para afianzar posiciones, o cambiarlas. O la gota que colma el vaso y remueve pasiones... o las apacigua. 

    No hay nada más erótico que una buena conversación


    Conversar alimenta y llena. Florear es ese picoteo que parece que nos llena, pero con el que cada vez tenemos más hambre.

    Y sí. Echo de menos conversar. Y mucho.

    De un tiempo a esta parte he cambiado tanto que me lo recrimino a veces. Antes procuraba al menos una vez a la semana quedar con amigos solo para hablar. Me encantaba eso de juntarnos  para tomar café y hacer un repaso, a veces liviano, a veces profundo, de cualquier tema. Libros, la última película, actualidad, temas personales... Y así nos pasábamos horas. 

    Ahora, por diversas circunstancias, estos encuentros escasean y la mayoría de las veces nos limitamos  a mantener conversaciones vacías, vanas... Mantenemos contactos wasaperos insustanciales. damos likes como posesos, o interactuamos con 140 caracteres: Floreamos. 

    Picoteamos, engordamos, pero no nos alimentamos bien.

    Y tan felices.

    Y así nos va. 


    Pin It
    votar

    16 comentarios :

    alcorze dijo...

    Yo no tengo whasap, pero las conversaciones se van perdiendo igual. Las obligaciones, la falta de tiempo, el propio paso del tiempo hacen que, por desgracia, se pierdad esas conversaciones, o al menos parte del círculo en el que las llevábamos a cabo. Y, como bien dices, así nos va.

    Mariuca BOLAÑOS dijo...

    Hace ya un tiempo que me di cuenta de lo mismo. Adoro una buena conversación sin prisas, diseccionándo, profundizando, con acuerdos y desacuerdos y parece que todos a mi alrededor se contentan con mandar muñequitos sonrientes por el e-mail y el whatsapp. Menos mal que me quedan mis hermanos, a los que no veo todo lo que querría pero con los que cuando disponemos de algún tiempo puedo dedicarme a esas conversaciones de copa de vino tinto que pude durar tanto como aguanten los añadidos.
    un saludo.

    Mateo Molina dijo...

    Cierto, cada día que pasa es mas imoersonal la conversación sumidos en este marasmo de obligaciones y prisas y argumentamos no tener tiempo pero de vez en cuando es agradabke tomarce un cafecito o un buen vino acompañado de personas que les gusta comunicarsr y vibrar con una buena conversación de cualquier topico, yo lo disfruto mucho y añoro esa época sin tanta tecnología sin wi-fi en dobde si querias platicar con alguien solo tenias que hablarle y punto.

    andré de ártabro dijo...

    Pues si sucede muy a menudo que la gente no tiene tiempo para relacionarse, para intentar hablar sobre un tema o expresar los propios sentimientos y eso realmente empequeñece al ser humano, que no tuyosea, ya que el yo solo puede crecer en el tú o con el tú.
    Filosófica y muy interesante tu reflexión.
    ¡Gracias por aportar esencia de vida!
    Besos
    André

    CreatiBea dijo...

    Alcorze, sí, quizá un poco de todo eso que dices, pero creo que en este sentido el 'wasapeo' ha hecho mucho mal. Al menos antes hablábamos por teléfono... Y que conste que yo soy pro tecnología, y que lo veo muy útil, pero echo mucho de menos las reuniones, hablar pausadamente, y profundizar más.

    CreatiBea dijo...

    Mariuca, yo lo sigo haciendo (si no moríría) pero cada vez menos... Salgo a cenar, me reúno con gente, amigos... pero esas conversaciones de esencia, de diseccionar (como tú dices), solo las mantengo con pocas personas... No sé, tengo la sensación de que el sentido de conversar (hablar, escuchar, argumentar, profundizar...) se está perdiendo. O que vamos tan deprisa que no interesa perder el tiempo en disquisiciones un poco más profundas... de las que requieren pensar.

    CreatiBea dijo...

    Mateo Molina, las prisas no son buenas... (y esto debería aplicármelo) pero todos nos dejamos llevar.

    Por eso es bueno tomar consciencia de vez en cuando.

    CreatiBea dijo...

    André de ártabro,gracias a ti por leer y comentar.
    Muy buena reflexión también la tuya. Realmente cuanto más individualistas nos vamos haciendo, más nos empequeñecemos.

    Un saludo.

    Sí es lo que parece dijo...

    Opino igual Bea.
    Verás hace poco alguien muy allegado me dijo que ha descubierto que twitter hay mucho ingenio e inteligencia y no pude callarme, en 140 caraceteres no puedo juzgar la inteligencia de alguien, sin embargo durante una conversación, diálogo o texto largo sí. Eso se ha perdido, y eso echo de menos cada vez mas ;)

    Salir del cine y no poder comentar largo y tendido lo visto y sentido y sin embargo abres el movil y encuentras wasap y muñequitos inconsistentes a mansalva...no es lo que más me gusta.

    A mi chico ya le he dicho mas de una vez que si tiene que decirme algo (importante) que por favor me llame y hablemos, que no quiero leerlo...ains

    Besos Bea
    pd: me ha gustado la palabra por cierto

    María Luz dijo...

    Me he descubierto con mucha sorpresa y bastante desagrado, prefiriendo enviar un whatsaap antes que agarrar el teléfono y hablar con alguien. Alguien que aprecio,aclaro.
    Y coincido Bea, el floreo nos tiene desnutridos y famélicos de tanto practicarlo.

    Mi Álter Ego dijo...

    La verdad es que se echa de menos una buena conversación, aunque no por ello tengamos que andar siempre filosofando, que de vez en cuando un buen floreo viene genial. Un besote!!!

    Lola Montalvo dijo...

    Yo, en este asunto, tengo una suerte enorme.
    Mi compañero Manolo, enfermero como yo y con el que paso todas las mañanas laborales, es un conversador de primera. Nos echamos unos buenos ratos, un día sí y otro también y nos reímos a carcajadas... aunque sólo se me oye a mí, porque él es de esos que habla y ríe bajito y yo todo muy estruendoso... y luego se creen que casi que hablo sola!!!
    Es muy atractivo y estimulante intercambiar opiniones con personas así, porque no siempre estamos de acuerdo, gracias a manitú. Me ayuda mucho a ver las cosas bajo otro prisma, a pensar todo de otra forma, como una segunda vez y no me da la razón si no la tengo...
    Y con mi marido, igual. Aunque con él, pena penita pena, hablo menos, porque los niños siempre están encima o dando deberes o peleando o sencillamente no nos dejan conversar porque no les da la gana.
    Sí, soy muuuuy afortunada. Converso a diario con hombres inteligentes. Y yo sostengo que será erótico ver a un tio güeno, claro que sí, pero que pocas cosas son más eróticas y sensuales como un intelecto que te dé palique del bueno, caña dialéctica y te haga reír...
    Ainssss!
    Besos miles

    CreatiBea dijo...

    Sies, creo que en twitter hay mucho ingenio, pero no te quito razón, la inteligencia se demuestra hablando ^^
    Y sí, echo de tanto menos las tertulias... esta vida que (llevo) llevamos nos está haciendo cada vez más asociales...

    Besetes!

    CreatiBea dijo...

    María Luz,yo también lo hago ;) Siéntete comprendida!

    Yo, por de pronto,me he propuesto alimentarme mejor, así que menos florear y más conversar.

    CreatiBea dijo...

    Mi álter ego, y tanto! los floreos son fundamentales también. Hablar de nada es tan... tan...

    Bueno, ya nos entendemos!

    Beso!

    CreatiBea dijo...

    Lola Montalvo, jo Lola, pues sí, es una gran suerte. Tú tienes buena conversación en casa y en el trabajo... Envidia te tengo.

    Y desde luego, no puedo estar más de acuerdo, a mi lo que me pone es el el 'palique del bueno'. Claro que sí!