; //
  • 30 Crónica de una boda anunciada (I)

    . 13 abril 2011



    El día D dio comienzo a las 5:00 de la mañana, gracias a la malísima idea de  ir hasta Santander en avión. 

    Como no podíamos salir el viernes por cuestiones de trabajo, nos pareció que la mejor opción sería coger un vuelo el mismo sábado.  Claro, había que cogerlo con tiempo por dos razones, una por disfrutar un poco por allí y, otra por si había algún imprevisto. Tengo que decir que yo casi siempre he tenido una suerte loca con los aviones y no he sufrido mucho esto de los retrasos, pero se ve que esta vez el destino estaba empeñado en que no llegáramos, porque vaya...

    Os cuento:

    Nuestro vuelo no era directo. (La comunicación aérea de Valencia con el mundo deja mucho que desear, aunque en este caso también tuvo que ver el lugar de destino, que por mucho que se empeñe el señor Revilla, Cantabria no es NY). Bueno, el caso es que volábamos vía Barcelona, y se me cayó el mundo encima cuando, desde la cola para embarcar, oí algo así como "retraso por problemas técnicos". Efectivamente así nos lo comunicó la amable azafata (con una sonrisa de oreja a oreja) cuando llegó nuestro turno. Menos mal que se me ocurrió decirle que teníamos que enlazar con otro vuelo a Santander, y nos lo cambió a Madrid, porque sino nos hubiésemos quedado sin boda (ya no había más vuelos hacia Cantabria en todo el día desde BCN).


    La cosa no había empezado bien, pero solucionado el asunto y ya en Madrid, nos conformamos con llegar dos horas más tarde (¡Qué remedio!).


    Deambular por Barajas siempre es divertido, pensé, además como soy especialista en encontrarme a algún famoso, afronté la perspectiva no de muy mala leche (que en mi ya es todo un logro).


    Ojeada al Duty free, compra de revisteo y encuentro con el famoso: 


                                                ¿Quién es? A mi me lo chivaron shhhhhhhhhhhhh


    ¿Ya?


    Y así, entre idas y venidas, mirar y remirar, no me agobié mucho, que ya sabéis que en estos sitios (bueno, en ninguno ya) no se puede fumar y ya llevaba unas cuantas horas sin darle al vicio...


    Y por fin  salió nuestro avión.


    Sigo:


    Nuestro retraso puso (más) nerviosa a la novia y cuando puse los pies en tierras santanderinas y encendí el móvil, tenía tropocientas mil llamadas perdidas. De ella, de la emisaria que iba a recogernos,  y de otra buena amiga, que al final fue la que nos recogió. (Qué alivio y qué ganas de llegar, que aún nos quedaban 25 km hasta Suances)


    Cuando llegamos a la preciosa posada era casi la hora de comer (grrr). Total, que nos pegamos un madrugón tremendo, para llegar casi a la misma hora que si hubiésemos ido en coche.


    "C'est la vie"










    Eso sí, una vez allí, sin ningún mal rollo (a pesar de los pesares) y con muchas ganas de  festival, nos preparamos para comenzar la búsqueda del mejor machote de toda Cantabria, y así  saciar nuestros apetitos antes de la boda.


                                                           Por aquí está el machote ¿lo veis?
                                                                   Playa de los locos (Suances)


    Que a las bodas hay que ir bien comida, bien bebida y bien... que luego nunca se sabe...


    Continuará...




    Crónica de una boda anunciada (II)
    votar

    30 comentarios :

    Ricardo Marin dijo...

    Ese el de la foto no es un santanderino que jugana en el Madrid, tambien estaba invitado a la boda????

    MARTINA. dijo...

    ¿Donde está el machote princesa?????...no lo veo...y la chicas guays????...me tienes abandonada mujer....

    CreatiBea dijo...

    Ricardo Marin, premio para el caballero!!! Amavisca, se llama. jugador del Madrid y de la selección española, me han dicho.

    Y no... no estaba invitado a la boda, me imagino que iría a su tierra, no sé...

    Gracias!!!!

    CreatiBea dijo...

    Martina, ayyyyy el "machote" pasó a mejor vida el pobre...

    Estaba buenísimo eso sí...

    Julie dijo...

    Sigo esperando el resto, pero hasta ahora un viaje interesante, claro que el mar hasta en solitario es hermosdo y las fotos estupendas. A ver ya el próximo capítulo... Besos.

    Daviblio dijo...

    Amavisca claro, no ha cambiado nada, se conserva bien. El Madrid le fichó del Valladolid. Aquí era el mejor y su manera de celebrar los goles era carismática. Yo la imitaba en las pachangas futboleras, arrodillándome en una pierna, agachando la cabeza y dedicando con el índice en alto al cielo.

    Vaya OdiBea, si lo hubieras hecho en coche te hubiera pasado otra cosa (véase Ley de Murphy).

    PD No he entendido lo de los machotes.

    Fátima Ortiz dijo...

    Pues yo si me llego a encontrar con el famoso ni lo reconozco, cuando has puesto la foto me sonaba que podría ser un jugador de fútbol o algo así, pero vamos, que porque has dicho que era famoso, que sino... ¡Soy tremendamente despistada para fijarme en la gente en ese aspecto! Para paparazzi no sirvo, de verdad.

    Oye... ¿Y el machote dónde está? Me he puesto a mirar la foto como una boba y me he sentido igual que con un libro de buscando a Wally pero sin gente.... jajaja!

    Espero la continuación del viaje, me he divertido mucho con tu entrada.

    ¡Un beso!

    rubo dijo...

    Anda que vives mal, de casona rural en Cantabria... si es que llevas el estilazo en la maleta....
    Salu2.

    CreatiBea dijo...

    Rubo ¿tú no sabes lo que es un machote? Explícaselo anda...

    ROSALÍA. dijo...

    Me quedo con la playa. El Cantábrico es tan distinto al Mediterráneo. No sé quién es el de la foto pero veo que hay gente muy puesta.
    Besos

    Javier dijo...

    El cántabro Amavisca que centraba por la banda izquierda para que Zamorano cabecease a la red... ¡Gol del Madrid!

    Todo depende de cómo terminen las cosas que esa tierra merece la pena.

    Un beso

    meg dijo...

    Bea, nos dejas en ascuas esperando la segunda parte de tu información. Un beso

    40añera dijo...

    Yo debo de estar de un cegato que ni te cuento porque el machote ni lo veo
    ¡Quiero más!
    Besotes

    rubo dijo...

    El machote será tu chico, supongo, que debe ser el surfero de la playa, digo yo. Nada, estas están cegatas.

    Adrián J. Messina dijo...

    Es que ese continuará seguro que va a contar la mejor parte. El tema del viaje siempre se nos hace bastante denso y estamos a las corridas mirando el reloj como te pasó... Pero como dije ¡Ahora viene la mejor parte"

    CreatiBea dijo...

    Julie, gracias. Por esa zona es casi imposible no quedarte embobada con el paisaje.

    Yo también adoro el mar.

    Un abrazo.

    CreatiBea dijo...

    David, Amavisca muy amable, alto y mucho mejor en persona que en foto.

    Vaya, vaya, no sabía yo de esta peculiaridad al celebrar los goles... ni me podía imaginar que tú le imitases...

    Lo de los machotes es normal que no lo entiendas. Es más, pensaba que Rubo podría saber a qué me refiero ( por ser asturiano), pero veo que no...
    Ya lo explicaré.

    CreatiBea dijo...

    Fátima Ortiz, pues yo todo lo contrario, parece que los huelo o es que soy muy observadora porque me he encontrado a muchísimos.

    En este caso no lo vi yo, y tampoco lo hubiese reconocido, aunque ya después de saberlo sí me sonaba...

    Respecto al machote, tranquila, no se ve... jajajaja

    Ya explicaré, ya explicaré...

    CreatiBea dijo...

    Rubo, gracias!!!! Oye... que yo pensaba que tú, al ser asturiano, sabrías lo que es un machote... no sé... por la cercanía a Cantabría.. pero veo que no... ayyyyyy

    ¿Algún cántabro en la sala?

    CreatiBea dijo...

    Rosalía, para verlo prefiero el Cantábrico, pero para nadar el Mediterrneo... Ayyy no sé, me encanta el mar, en cualquier caso.

    Besotes!!!

    CreatiBea dijo...

    Javier, adoro Cantabria. Me encantan San vicente y Comillas, y Santander me parece una de las ciudades más bomitas de España, (junto con San Sebastián y Sevilla).
    Bueno, en general esa tierra y sus paisajes son espectaculares.

    Siempre merece la pena visitar esta tierra, ya contaré.

    CreatiBea dijo...

    Meg, jajajaja ya seguiré este fin de semana, aunque tampoco esperes algo muy diferente de lo que puede pasar en cualquier boda ;)

    CreatiBea dijo...

    40añera, normal, normal... pensaba yo que alguien iba a decir lo que es... pero se ve que es un localismo.

    Ya lo explicaré.

    CreatiBea dijo...

    Rubo, Error... jajajaja aunque me alegra que hayas visto al surfero... (muy machote también)

    CreatiBea dijo...

    Adrian J. Messina, lo malo de los "continuará" es que suelen crear expectación y, a veces, la continuación puede decepcionar.
    No esperes mucho Adrián.

    Un abrazo

    Sese dijo...

    Pues un poco bajito el machote, o es que igual estaba un poco lejos. Dos vías de investigación.

    Es Amavisca, ¿verdad?, que por cierto es cántabro.

    Saludos

    Angelillo dijo...

    Amavisca no ha cambiado nada, sigue igual, no ha engordado como la mayoría de futbolistas retirados.
    Yo tampoco sé que es un machote. ¿Algún pescado?

    CreatiBea dijo...

    Sese, jajajaja al surfista te refieres???? seguro que es un machote, pero no el que yo me comí...

    Sí, sí es Amavisca :)

    CreatiBea dijo...

    Angelillo, pues no, no ha engordado. Estaba estupendo el tío.

    Premio también para ti: el machote es un pescado: síiiiiiiiiiiiiiiiiiii

    Anónimo dijo...

    Hola Bea, mirá la hora que es y yo por acá... así ando, que me duermo encima!!! je
    Ay nena, eso de tomar avión por unos cuantos kilómetros, eso sí que es vicio, no el cigarrillo!!!
    Ahora voy a mirar el google hearth para ver qué tan lejos esta el naciente del poniente allí en España.
    El muchacho famoso, será muy conocido por su madre, lo que es por mí, ni noticias!!!
    Cantabria... qué playas!! divinas... ¿y el machote? Todavía estamos esperando!!
    Un besitoooo, que andes bien.
    MLP